Funifor

Tecnológicamente único
Seguridad, técnica y economía de primera


El Funifor tiene un rendimiento particular en terrenos que constituyen un desafío – gracias a la gran distancia entre cables, este sistema de teleféricos patentado por Doppelmayr/Garaventa supera cualquier situación con tiempo atmosférico peligroso, incluso en regiones de alta montaña. En servicio de vaivén sobre dos cables portantes transporta 60 personas por cabina de un lugar a otro sin esfuerzo alguno. Una particularidad es el sistema de cable de tracción doble con un solo cable circular empalmado. En ambas estaciones – la de la montaña y la del valle – el cable se desvía mediante discos verticales: dos en la estación de accionamiento en el valle y dos en la estación de desviación en la montaña. El mecanismo de traslación de las cabinas está equipado de cuatro discos de compensación orientados en horizontal, por lo que se puede prescindir de la instalación de un sistema de anclaje mecánico entre el cable de tracción y el mecanismo de traslación.

El aspecto del Funifor se caracteriza por la técnica exacta y el diseño compacto – hasta el más mínimo detalle. Los edificios de las estaciones, pequeños, planos y compactos, son tecnológicamente consecuentes y característicos y pueden adaptarse al paisaje de montaña sin causar un gran impacto ambiental. De esta manera, los tiempos de planificación y fabricación son más cortos y económicos.

 

El Funifor en resumen

  • Dispositivo de suspensión corto y por lo tanto construcción compacta y plana de las estaciones
  • Accionamientos independientes para cada vehículo, por lo que un teleférico de salvamento es innecesario
  • Gran distancia entre cables que permite una alta estabilidad frente al viento
  • Bucle de cable de tracción empalmado
  • De muy fácil mantenimiento

Media